MEDIACIÓN

La mediación es un proceso poco conocido pero que, dadas las características de los procesos judiciales, va a resultar imprescindible en adelante.

Mediación es un proceso de resolución de conflictos en el que un tercero interviene, de forma neutral e independiente, para la satisfacción de las dos partes; facilita para ambas la búsqueda de acuerdo, reduciendo enormemente el coste, el tiempo y las implicaciones del proceso judicial u otros recursos, que siempre establecen que una parte gane a costa de la otra que pierde.

En la disputa, tanto familiar (pareja en conflicto, hijos frente a padres, etc.), como social (entre vecinos, trabajadores), como intercultural (dificultades entre personas de diferentes culturas) existen soluciones sin el recurso a la violencia y en condiciones de respeto que ayuden a conseguir resultados beneficiosos para todos, a la vez que se establezcan nuevos vínculos y formas de comunicación que perduren en el tiempo.

Como mediador soy Lcdo. en Psicología y Lcdo. en Antropología a la vez que Psicólogo forense, y dispongo de una formación y un registro oficial en el Ministerio de Justicia, cumpliendo con los requisitos que establece la ley para el desarrollo de la mediación.