MEDIACIÓN civil, mercantil, familiar

Una de las prácticas que más auge está teniendo en la sociedad moderna, tanto por los resultados alcanzados como por la reducción de costes frente a los juicios, es la MEDIACIÓN.

El mediador es un agente para facilitar las soluciones que dos personas plantean frente a un conflicto. Presenta numerosas ventajas frente a la vía judicial habitual en la que un juez determina e impone una solución que muchas veces no satisface a las partes pero que deben acatar. En mediación, son las personas en conflicto, con la ayuda del mediador, las que generan y aceptan las soluciones pactadas entre ellos, con un mayor nivel de satisfacción al haber intervenido, desde la madurez, a la búsqueda de soluciones.

Como psicólogo y antropólogo cultural resulta muy satisfactorio poder ayudar a dos o más personas en conflicto a solucionar sus diferencias, en un espacio menos estresante que un juzgado y con una intervención más sana para cada una de las partes.

La mediación puede hacerse entre vecinos en conflicto, culturas en conflicto, parejas en conflicto, incluso entre empresas en conflicto siendo la validez de los acuerdos adoptados del mismo valor que una resolución judicial, aunque con un coste mucho menor y con una amplia intervención en el proceso.

En estos documentales puede verse alguna intervención en MEDIACIÓN

Una descripción general de la mediación en 5′
Ejemplo de mediación en la película «7 días»